El KC-46A realiza un aterrizaje de emergencia con el brazo desplegado

Un KC-46A Pegasus de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos se vio obligado a realizar un aterrizaje de emergencia el 23 de agosto con el brazo de reabastecimiento aún desplegado tras un fallo en el sistema de retracción.

KC-46A Pegasus
State congressional staffers gather in front of KC-46A Pegasus 14-76023 ‘Spirit of Portsmouth’ on August 23 at Pease Air National Guard Base just before the flight which ended with an emergency landing with the refuelling boom still deployed. NHNG Deputy State PAO Tech Sgt Charles Johnston

La aeronave implicada tenía el número de serie 17-46034 'Spirit of Portsmouth' del 157º Ala de Reabastecimiento Aéreo/133º Escuadrón de Reabastecimiento Aéreo 'Wildcats' de la Base de la Guardia Nacional Aérea de Pease, en el Aeropuerto Internacional de Portsmouth, New Hampshire. Durante un vuelo desde Pease, la aeronave realizó un aterrizaje de emergencia en la Base Conjunta McGuire Dix-Lakehurst, Nueva Jersey, con el brazo de reabastecimiento aún desplegado después de que su cable de elevación se rompiera, impidiendo que se retrajera. Ésta resultó dañada al rozar la pista, pero no parecía haber signos inmediatos de ningún otro daño. Los servicios de emergencia del 305º Ala de Movilidad Aérea respondieron y aseguraron la escena de forma segura, sin que se produjeran incendios o lesiones en la tripulación o los pasajeros.

La tripulación había planeado inicialmente desviarse de nuevo a Pease, pero un desvío de emergencia no relacionado de un C-5M Super Galaxy a la base a primera hora del día había hecho que la pista de Pease estuviera cerrada. Un total de 16 miembros del personal del Congreso de New Hampshire se encontraban a bordo de este avión y de un segundo KC-46A que estaban realizando un vuelo de orientación para la delegación del Congreso en el momento del incidente. El segundo KC-46A se desvió al aeropuerto regional de Manchester-Boston, en New Hampshire. Un tercer KC-46A que se dirigía a casa desde Florida en ese momento se desvió a la Base Conjunta McGuire Dix-Lakehurst para llevar a los congresistas de vuelta a New Hampshire. El avión implicado en el incidente ya había sido noticia a principios de este año tras ser pintado con un esquema de colores especial, patriótico y llamativo, para conmemorar el 75º cumpleaños de la USAF y el 400º aniversario de Portsmouth.