Los F-16 de la RNLAF viajan a Italia para un ejercicio de entrenamiento

Entre el 12 y el 26 de noviembre, la Koninklijke Luchtmacht (KLu)/Fuerza Aérea Real de los Países Bajos (RNLAF) envió múltiples F-16AM (MLU) Fighting Falcon a la Base Aérea de Gioia del Colle, Italia, para el Ejercicio Gioia Falcon.

La RNLAF desplegó el Escuadrón 312 y sus F-16 desde la Base Aérea de Volkel, en los Países Bajos, para llevar a cabo el ejercicio de entrenamiento multinacional con la 36ª Ala Stormo/Combatiente de la Fuerza Aérea Italiana y sus Eurofighter Typhoon F-2000.

Typhoons and F16s
Italian Eurofighter in formation with Dutch F-16s during exercise Gioia Falcon in southern Italy. RNLAF

El ejercicio Gioia Falcon consistió en vuelos de entrenamiento multidominio que incluían misiones de apoyo aéreo cercano y misiones aéreas defensivas. Otras plataformas de ala fija y rotatoria de la Fuerza Aérea Italiana participaron en el ejercicio, incluidos los cazas furtivos F-35A en los conjuntos de misiones aire-aire y los helicópteros HH-139 SAR durante una misión de entrenamiento de búsqueda y rescate en combate.

Los aviones italianos G550 de alerta temprana y control aerotransportado (CAEW) y un avión E-3A AWACS de la OTAN apoyaron el ejercicio proporcionando un conocimiento avanzado de la situación tanto a la tripulación como a los comandantes en tierra durante las diversas misiones de entrenamiento.

Dutch F-16s
Dutch F-16s carry out integration training with their Italian colleagues over the Mediterranean Sea. RNLAF

El coronel Antonio Vergallo, comandante de la 36ª ala de combate, dijo: "El ejercicio Gioia Falcon ha dado grandes resultados. Demostró una perfecta sinergia entre las tripulaciones de vuelo y los equipos de mantenimiento, permitiendo la integración y la interoperabilidad entre las diferentes generaciones de aviones y entre los componentes de aire y de superficie".

Los objetivos del ejercicio de entrenamiento eran estandarizar las tácticas y los procedimientos entre ambas naciones durante los escenarios multinacionales. También permitió a la RNLAF practicar el despliegue de una unidad en un país extranjero y, simultáneamente, puso a prueba las capacidades de la Fuerza Aérea Italiana tanto para entrenar como para acoger una unidad y una plataforma de una fuerza extranjera.

"Ha sido una gran oportunidad para intercambiar experiencia operativa entre los pilotos de la OTAN y evaluar operativamente la gran capacidad de rol pendular del Eurofighter en un escenario integrado", concluyó Vergallo.