Rolls-Royce consigue un contrato de cinco años para el V-22 "MissionCare

Rolls-Royce anuncia un contrato "MissionCare" de cinco años, por valor de 1.200 millones de dólares, para el mantenimiento de los motores turboeje AE 1107C de la flota de retropropulsores V-22 Osprey de la Fuerza Aérea, el Cuerpo de Marines y la Armada estadounidenses.

El contrato, anunciado por el fabricante de motores el 26 de noviembre, responsabiliza a Rolls-Royce de todos los aspectos del mantenimiento del sistema de propulsión de los V-22 en régimen de "potencia por hora".

Paul Craig, de Rolls-Royce, declaró: "Rolls-Royce ha prestado apoyo a los combatientes y a estos aviones extraordinarios y revolucionarios desde que entraron en servicio en 2007. Nuestro modelo de servicios 'MissionCare' garantiza que los combatientes se centren en sus misiones, no en la disponibilidad de sus motores. Rolls-Royce se enorgullece de servir al Cuerpo de Marines, la Armada y las Fuerzas Aéreas y de contribuir al éxito de las misiones de los V-22 en todo el mundo."

USAF CV-22B [Khalem Chapman]
Bell Boeing CV-22B Osprey, serial 11-0057, operated by the 7th Special Operations Squadron 'Aircommandos' under the USAF's Special Operations Command, displays at the Royal International Air Tattoo in 2015. Khalem Chapman

Se han entregado casi 1.000 motores turboeje AE 1107C a más de 375 aviones CV-22B/MV-22B en servicio en todo el mundo, que recientemente han superado las 500.000 horas de vuelo operativo. Más información aquí: El V-22 Osprey supera las 500.000 horas de vuelo

Los motores se fabrican en las mayores instalaciones de Rolls-Royce en EE.UU., situadas en Indianápolis (Indiana), que están a punto de finalizar una inversión de 600 millones de dólares para modernizar y actualizar la tecnología, convirtiéndolas en una operación de fabricación avanzada de última generación. La empresa, que forma parte de la familia AE, presume de la fiabilidad del motor y de su probado historial en plataformas militares y civiles, y afirma que "la flota de motores ha superado los 77 millones de horas de servicio fiable en todo el mundo".

La USAF y el USMC son actualmente los principales operadores del V-22, equipados con el CV-22B y el MV-22B respectivamente. A partir de 2020, la Armada estadounidense utilizará una variante del rotor basculante, denominada CMV-22B, que sustituirá a los vetustos Grumman C-2A(R) Greyhound para realizar tareas de entrega a bordo de portaaviones (COD). Las Fuerzas de Autodefensa de Japón también han hecho un pedido de cinco V-22.