Una nueva encuesta revela el posible repunte estival de los veraneantes británicos

Los resultados sugieren que los pasajeros estarían dispuestos a adaptarse a un mundo post COVID-19, con pruebas periódicas y justificantes de vacunación.

Una encuesta nacional encargada por London City Airport -consistente en las respuestas de 2.100 personas- muestra que existe un fuerte deseo de viajar tanto dentro como fuera del país una vez que se levanten las restricciones.

El estudio se realizó tras el anuncio del Primer Ministro, que estableció planes para suavizar las restricciones de cierre. Se publicó para aprovechar el repunte de nuevas reservas realizadas por el público británico desde el 22 de febrero.

Los resultados del análisis también concluyeron que la gente estaba dispuesta a adaptarse a un mundo post COVID-19, y tres cuartas partes de los encuestados afirmaron que aceptarían obtener un resultado negativo antes de viajar.

London City Airport
Photo London City Airport 

Tres cuartas partes de los encuestados también afirmaron que llevarían consigo una prueba de vacunación si eso les permitiera viajar. Entre los mayores de 65 años, el 89% lo aceptaría, mientras que el porcentaje era menor entre los jóvenes de 18 a 25 años (67%).

También se observó que los vuelos de corta distancia son más atractivos que los de larga distancia, y el 55% de los viajeros frecuentes prefieren Europa y el Mediterráneo.

Por otra parte, esta tendencia cuenta con el apoyo del 71% de los encuestados, que creen que debería permitirse viajar entre el Reino Unido y otros países en los que el COVID-19 esté bajo control.

Robert Sinclair, director general del London City Airport, se muestra satisfecho con la nueva hoja de ruta del Gobierno, aunque espera que la nueva promesa de levantar las restricciones a los viajes en mayo no sea "otro falso amanecer".

"Tras el primer trimestre más flojo que nadie en el sector recuerde, los resultados de la encuesta muestran que la hoja de ruta del Primer Ministro ha devuelto la esperanza a los británicos y es muy satisfactorio ver que tantos consideran que viajar es una prioridad cuando se suavicen las restricciones.

"Y cuando esto se consiga, preveo otro repunte de las reservas que no sólo supondrá una enorme inyección de moral para el sector, sino que demostrará que por fin podemos iniciar nuestra recuperación", añadió.

Se espera que a partir del 17 de mayo puedan reanudarse los viajes internacionales, con la oportunidad de ganar popularidad durante los meses de verano.

Para prepararse, el aeropuerto cuenta con una zona de pruebas que ofrece todas las pruebas de llegada y salida necesarias para los mercados británicos y mundiales, y seguirá ofreciendo a los pasajeros viajes seguros, cuidadosos y rápidos.